Un auto nos hace la vida más fácil al permitirnos movilidad, pero con el tiempo es inevitable que necesite mantenimiento para conservarlo en buen estado y en muchas ocasiones eso significa el cambio de una o más partes. En este tipo de situaciones es necesario que evalúes la relación entre el costo, el riesgo y la disponibilidad para tomar la mejor decisión, de ahí la importancia de las refacciones originales.

Puede resultar tentador comprar partes genéricas para aminorar el costo, pero tiene mucho más sentido en términos financieros comprar partes originales para tu auto y en Autopartes Francesas te decimos las tres razones más importantes.

  • Una refacción original te garantiza una mejor calidad, mayor tiempo de vida y performance. En cambio, el ahorro que puedas obtener al comprar partes genéricas desaparece al momento de tomar en cuenta que tendrás que reemplazarlas con más frecuencia.

  • Las refacciones originales están diseñadas para ajustar perfectamente en tu auto y están hechas para que funcionen correctamente. Las genéricas se fabrican con materiales inferiores y son producidas con imperfecciones que no se notan a simple vista y que impactan directamente en el desempeño de tu auto.

  • Siempre estarás actualizado en las mejoras que el fabricante original hace a sus partes a diferencia de una refacción genérica que puede estar hecha basándose en un modelo previo. Una situación que debes tener presente, sobre todo cuando se trata de piezas de operación crítica.

Es necesario reflexionar en la importancia que tienen todas las partes de tu auto para que funcione correctamente. Una parte de menor calidad puede presentar varios problemas, desde el constante cambio de esta hasta afectaciones a otras partes del vehículo e incluso daños físicos para el conductor y sus pasajeros a causa de un mal funcionamiento.

Si tienes alguna duda o deseas obtener refacciones originales al mejor precio, no dudes en llamar a Autopartes Francesas donde te brindaremos la ayuda que necesitas.